03/01/2020

La pistola de calor y sus usos

La pistola de calor y sus usos

En alguna ocasión seguramente habrá tenido que retirar algún recubrimiento de una superficie, y las herramientas convencionales no le han permitido hacerlo con tanta facilidad. Y por ello existen las pistolas de calor o de aire caliente, diseñadas para hacerle la vida más fácil en el hogar y en el trabajo.

¿Qué es una pistola de calor?

Una pistola de calor es un herramienta diseñado para succionar aire, comprimirlo y luego expulsarlo a una temperatura muy elevada y con una fuerte presión. Físicamente (tanto en forma como en construcción) es similar a un secador de pelo, pero una pistola de calor opera con una temperatura mucho más elevada. Comúnmente la salida de aire se realiza a temperaturas que van desde 100°C hasta 550°C, y en algunos modelos, la temperatura puede llegar hasta los 760°C.

Esta se compone principalmente de 3 partes: la boquilla (para concentrar y direccionar el calor), el control de calor variable (temperatura) y el descanso (base que sostiene la pistola y libera la mano del operador).

Las pistolas de calor de por si son bastante parecidas, ya que todas cumplen la misma función, lo que puede variar entre ellas es el nivel de potencia o los accesorios con los que cuentan.

Usos de la pistola de calor

Esta herramienta se puede emplear para pelar y para resecar pintura, aplicar en  tuberías para su encogimiento por el calor, secar la humedad de la madera, curvar plástico y suavizar. Es ideal para aquellas personas que trabajan la albañilería, la construcción y el mantenimiento de distinta naturaleza.

Sus usos son múltiples, a continuación, te listamos 15 usos que se les puede dar a las pistolas de calor:

1. Decapar superficies de madera

Es el uso más común y el método más recomendado. Al calentar la pintura con la pistola, esta se reblandece formando ampollas listas para retirar con una espátula antes de que la pintura se vuelva a secar. No es recomendable para piezas o superficies delicadas.

2. Encerar

El encerado para la madera se realiza, una vez aplicada la cera uniformemente en la madera, con la pistola de calor se consigue que penetre mucho mejor la cera consiguiendo mayor brillo y mejor protección.

3. Secado de superficies

Podemos secar distintas superficies que tengamos húmedas antes de pintar como alguna viga de madera. También podemos utilizarla para secar algunas piezas hechas de yeso. Se debe tener cuidado de no dañar la pieza con el calor.

4. Descongelar tuberías de cobre (de agua)

En zonas geográficas muy frías sirven para descongelar tuberías de cobre (tuberías de agua), que estén en el exterior. Siempre con cuidado para no dañar la tubería de cobre. Puede descongelar cualquier otro tipo de material como una cerradura.

5. Arrancar o despegar materiales

Puede utilizar la pistola de calor para retirar de manera muy fácil cualquier tipo de silicona o masilla sellante.

6. Quitar vinilos o pegatinas

Las pegatinas o vinilos son adhesivos difíciles de retirar. Con una pistola de aire caliente podrá reblandecer el adhesivo y su eliminación será mucho más rápida y sencilla. Se debe tener cuidado de no cuartear el vinil o pegatina.

7. Quitar losetas vinílicas

Con la pistola de calor podremos retirar mucho más fácil las losetas vinílicas, al igual que los suelos de sintasol.

8. Moldear piezas de PVC o de plástico

Podemos realizar y modelar uniones entre piezas de PVC. Es importante saber que existen plásticos que se incendian si le aplicamos calor como los cauchos, poliuretanos, epoxi y resinas.

9. Impedir el desilachado de las cuerdas

Con el calor de la pistola térmica, podemos evitar que se deshilachen las puntas de las cuerdas (sintéticas) si aplicamos un poco de calor.

10. Soldar y desoldar

Para los aficionados a la electrónica puede ser una herramienta muy útil, ya que puede servir tanto para soldar componentes (con temperatura y con tobera adecuada) como para quitarlos desoldando. Además, se pueden soldar tuberías, incluso hasta las de cobre.

11. Embalar paquetes plástico

Podemos utilizarlo para disminuir el tamaño de las envolturas de plástico termocontraible (para el embalaje de productos).

12. Aflojar tuercas y tornillos metálicos

Aplicando calor con la pistola podremos desenroscar más fácilmente una tuerca o tornillo metálico oxidado o que está demasiado apretado.

13. Limpiar y desinfectar

Gracias a la temperatura de la pistola, se puede limpiar y desinfectar cualquier objeto metálico, como una jaula y también para la eliminación de carcoma en los muebles antiguos.

14. Aislar y reparar uniones de cables

Otro uso de la pistola térmica es el aislamiento y unión de cables con tubos termoretráctiles. Función muy práctica para realizar reparaciones en instalaciones eléctricas.

15. Reparar telas asfálticas

Con el calor de la pistola también se puede reparar la tela asfáltica que se utiliza para impermeabilizar terrazas y evitando así las goteras en el techo.

Esto sólo son una muestra de la buena inversión que es adquirir este tipo de herramientas, no sólo monetariamente hablando, sino también considerando el tiempo de ahorro y la facilidad que implica usarlas. Así como los usos listados, se les puede dar mucho más usos según se requiera.

Recomendaciones

Debido a las altas temperaturas que producen las pistolas de calor, es necesario tomar la mayor cantidad de precauciones, ya sea en lo relacionado a la protección física de quienes las manipulen, como de los materiales sobre los que se apliquen, por ello sigue estos consejos básicos:

  • Trabaje con equipamiento que lo proteja del calor. Es recomendable usar guantes, máscaras y gafas de seguridad para evitar cualquier daño que provenga del aire caliente, del polvo dispersado o de desprendimientos del material afectado por el calor.
  • Se debe tener cuidado en no exceder la aplicación del calor, dependiendo de cada material sobre el que se trabaje. No aplique la máxima potencia desde un principio, vaya de menos a más.
  • No debe usarse en áreas cercanas a materiales inflamables: combustibles, gases o entornos con peligro de explosión. Tampoco debe usarse en combinación con quitapinturas químicos. Estar siempre cerca de algún sitio donde haya agua o tener algún extintor por si se produjera un incendio.
  • Antes de guardar la pistola de calor debe esperar a que la boquilla se enfríe a temperatura ambiente. Con el tiempo la boquilla se oscurecerá debido a las altas temperaturas, esto es normal y no afectará el funcionamiento de la misma.
  • Compruebe que las aberturas de entrada y la cubierta estén limpias y libres de obstrucción. Si es necesario limpiar hágalo en la abertura de entrada y en la cubierta con un cepillo suave y seco.
  • No permita nunca la entrada de líquidos dentro de la pistola de calor, tampoco sumerja ninguna parte de la misma en un líquido.
  • Nunca deje la pistola de calor encendida cuando no vaya a aplicar calor.
  • Mantener alejado del alcance de los niños(as).

Si te interesó los diversos usos que se les da a las pistolas de calor, te invitamos a ver nuestro portafolio de pistolas aquí. Para dudas o consultas, escríbenos a ventas@coroimport.com.

Compartir en:

Publicaciones Adicionales

COROIMPORT en Malasia

Stanley Black&Decker se une a COROIMPORT

Herramientas de torneado para mecanizado de piezas pequeas

Qu son los abrasivos y para qu sirven?

Coroimport es premiado en el Disco de Oro 2017

Descubre el Nuevo Catlogo Dormer 2018