18/06/2019

¿Para qué sirve la velocidad variable en un esmeril?

¿Para qué sirve la velocidad variable en un esmeril?

La velocidad variable en una amoladora o esmeril es una característica que permite realizar trabajos y utilizar discos abrasivos que, de otro modo, no podríamos usar. La velocidad angular determina, de acuerdo al diámetro del disco, la velocidad lineal en la superficie o borde.

Todos los discos abrasivos especifican la velocidad máxima a la que pueden operar dentro de los márgenes de seguridad; en la actualidad, esta velocidad está expresada en revoluciones por minuto (RPM) en los discos más nuevos. La velocidad variable en una amoladora permite trabajar con distintos discos abrasivos o de pulido con seguridad y sin cambiar de máquina ni utilizar costosos choppers o variadores externos.

¿Para qué velocidad variable en la amoladora?

Las amoladoras más económicas suelen tener una o dos velocidades fijas; así, sólo se pueden utilizar con determinados discos abrasivos —aquellos cuya velocidad lineal máxima es superior a la que ofrece la amoladora— por lo que, en ese sentido, son máquinas limitadas.

La velocidad variable en una amoladora permite utilizar distintos discos, con sus correspondientes usos, lo que hace de esta máquina una herramienta mucho más versátil. Por lo general las velocidades varían entre 900 RPM y 12 000 RPM; rango suficiente para abarcar la gran mayoría de los discos abrasivos y de pulido que existen actualmente en el mercado.

¿Por qué es necesario variar la velocidad de los discos?

No todas las superficies admiten la misma velocidad de abrasión. Existen además discos que no son abrasivos: cepillos, estopas y otros los cuales sirven para pulir y abrillantar; su velocidad máxima debe ser reducida para no quemarlos o romperlos.

Los discos expresan su velocidad máxima en revoluciones por minuto. Por lo general esa velocidad máxima está en relación al diámetro original del disco; a medida que se desgasta, la velocidad tangencial (o lineal), a la misma RPM, disminuye, con lo que nunca habrá riesgos de operación.

Regulación de la velocidad

En la mayoría de las amoladoras el control de velocidad es un dial ubicado en la parte trasera de la herramienta; al girarla es posible seleccionar distintas posiciones, que corresponden a velocidades pre-establecidas. Estas pueden ser cinco, seis o cuatro; todas ellas incorporan en el manual del usuario una tabla en donde es posible consultar esas velocidades de operación.

La velocidad se puede variar mientras la máquina está girando; esto es útil cuando el disco tiene una aplicación que permite utilizarlo a velocidad baja o media, como algunos cepillos de pulido. En otros casos convendrá seleccionar la velocidad antes de encender el motor, para evitar desgastes por velocidad insuficiente, o accidentes debidos a una velocidad excesiva.

Si deseas conocer más sobre los modelos de amoladoras con velocidad variable, escríbenos a ventas@coroimport.com


Adaptado de DMYH

Compartir en:

Publicaciones Adicionales

COROIMPORT en Malasia

Stanley Black&Decker se une a COROIMPORT

Herramientas de torneado para mecanizado de piezas pequeñas

¿Qué son los abrasivos y para qué sirven?

Coroimport es premiado en el Disco de Oro 2017

Descubre el Nuevo Catálogo Dormer 2018